La caída de Facebook que tuvo lugar el miércoles
Por: César León En: marzo 15, 2019

La caída de Facebook que tuvo lugar el miércoles de esta semana fue la peor en la historia de la red social. Y lo primero que se apresuró a decir la compañía pocas horas después de que ocurriera es que no se trató de un ataque cibernético.

El alcance fue enorme y de una escala nunca vista: durante al menos 14 horas, los cerca de 2.300 millones de usuarios de Facebook, los más de 1.500 de WhatsApp y los 1.000 millones de Instagram experimentaron fallas en el uso del servicio.
Los problemas se detectaron a las 16:00 GMT del miércoles y se resolvieron en torno a las 6:00 GMT del jueves.

«Estamos trabajando para resolver el inconveniente lo más pronto posible», manifestó en Twitter la compañía de Mark Zuckerberg al poco de conocerse la noticia.

Horas después -a las 24 horas desde que se iniciara el problema- anunció que el problema estaba resuelto: «Nuestros sistemas se están recuperando. Lamentamos mucho los inconvenientes y agradecemos su paciencia».
Y ofreció la siguiente explicación:
«Como resultado de un cambio en la configuración en el servidor, mucha gente tuvo problemas para acceder a nuestras aplicaciones y servicios».

La empresa también señaló que ese cambio «desencadenó una serie de problemas en cascada» en todas sus plataformas.
Pero el hecho de que la red social se demorara un día entero en ofrecer cualquier tipo de explicación levantó sospechas.